Los medidores de radiación electromagnética o, también conocidos cómo radiómetros, son un tipo de medidor de radiación que sirve para detectar y medir la intensidad de energía térmica radiante, en especial de rayos infrarrojos. Esta medición la hace en diferentes rangos de longitud de onda (luz ultravioleta, visible e infrarroja). Este dispositivo puede ser tanto digital como manual. Esta herramienta puede resultar especialmente útil ya que la radiación que detectan estos radiómetros son potencialmente peligrosos para los seres humanos. En este artículo hablaremos sobre este dispositivo, su función, beneficios y mucho más.

¿Cómo funcionan los medidores de radiación electromagnética?

Aunque existen diferentes tipos de radiómetros, todos ellos funcionan de la misma forma. La radiación es captada por una cápsula que contiene un líquido o un gas. Esto provoca que el líquido o el gas se expanda. El aumento de volumen se mide y se utiliza para calcular la cantidad de radiación presente. Los radiómetros tienen una gran diversidad de usos:

  • Medición de ración ambiental.
  • Medición de la cantidad de radiación emitida por un objeto.
  • Detección de fugas radioactivas.

Funciones de los medidores de radiación electromagnética

Los medidores de radiación electromagnética pueden ser analizadores pasivos o activos. Los medidores pasivos solo detectan y miden la radiación presente en el ambiente, por otro lado, los medidores activos, además de detectar y medir la radiación, también emiten una pequeña radiación para poder realizar mediciones mucho más específicas. La principal aplicación de los radiómetros es monitorizar el nivel de contaminación electromagnética del entorno para evitar posibles daños para la salud de los seres vivos. También se usan para controlar el correcto funcionamiento de equipos electrónicos y averiguar si existen fallos en sus circuitos. La principal ventaja del medidor de radiación electromagnética es su capacidad de medir la radiación emitida por cuerpos a grandes distancias. También es muy preciso, ya que puede detectar pequeñas cantidades de radiación. Estos medidores desempeñan varias funciones importantes en diferentes contextos. A continuación, se presentan algunas de las funciones más comunes de los medidores de radiación electromagnética:

Medición de niveles de radiación mediante medidor de radiación ionizante y no ionizante

Los medidores de radiación electromagnética, incluyendo el medidor de radiación ionizante, miden los niveles de radiación en un entorno específico. Estos dispositivos detectan y cuantifican la radiación electromagnética, abarcando desde radiación ionizante (rayos X, rayos gamma) hasta no ionizante (ondas de radio, microondas, infrarrojos, luz visible, ultravioleta). Ofrecen lecturas que indican la intensidad de la radiación, brindando información crucial para evaluar la seguridad ambiental.

Monitoreo de exposición

Los medidores de radiación, incluido el medidor de radiación ionizante, son empleados para supervisar la exposición de individuos a la radiación electromagnética. Esto cobra importancia en ambientes donde la radiación puede ser perjudicial, como instalaciones nucleares, industrias con radiación ionizante y entornos laborales con campos electromagnéticos intensos, entre otros.

Control de seguridad

Los medidores de radiación electromagnética, incluyendo el medidor de radiación ionizante, son esenciales en aplicaciones de seguridad, como los puntos de control en aeropuertos. Estos dispositivos detectan radiación ionizante en objetos o personas durante el escaneo de seguridad, identificando posibles amenazas radiactivas y asegurando la protección de pasajeros y personal.

Investigación y estudios científicos

Los medidores de radiación electromagnética también son herramientas esenciales para la investigación y los estudios científicos. Se utilizan para realizar mediciones precisas de la radiación en diferentes entornos y analizar sus efectos. Estos datos pueden ser utilizados para estudiar los efectos biológicos de la radiación, evaluar la exposición en diferentes áreas geográficas o investigar la radiación cósmica, entre otros temas científicos.

Educación y divulgación

El medidor de radiación electromagnética también se utiliza con fines educativos y divulgativos. Permiten a los profesionales de la salud, a los profesores y al público en general comprender y visualizar los conceptos relacionados con la radiación electromagnética. Estos medidores pueden utilizarse en demostraciones y actividades prácticas para mostrar cómo diferentes fuentes de radiación afectan los niveles de exposición. En Gealia te ofrecemos una gran variedad de productos, entre los que te podrás encontrar nuestros medidores de radiación electromagnética. Si estás interesado en ver nuestra sección de medidores de campos electromagnéticos